Hotel Bersoca  header
Home > Turismo cultural en Benicàssim y alrededores

Turismo cultural en Benicàssim y alrededores
Hotel Bersoca



¿Qué ver en la ciudad y en sus alrededores?

Dentro de la Comunidad Valenciana existen muchos tesoros por descubrir. El turismo cultural en Benicàssim es una de las opciones que te proponemos debido a su singular evolución histórica y a su patrimonio artístico digno de visitar en cualquier época del año.

¿Qué ver en Benicàssim?

Revivir la Belle Époque de la ciudad es inevitable al caminar por la Ruta de las Villas, a lo largo del paseo marítimo. Fue una época de pleno apogeo del turismo señorial, que tenemos que ubicar a finales del siglo XIX y principios del XX. Entonces, un selecto grupo de familias castellonenses y valencianas construyeron lo que se conoce como el “Biarritz valenciano”, un conjunto de villas de gran diversidad y riqueza arquitectónica que se convierte en un gran reclamo para el turismo cultural de Benicàssim. La Ruta se divide en dos itinerarios muy diferenciados por la corriente artística y el carácter de sus residentes. Por un lado, encontramos la ruta del infierno, que lleva este nombre por las fiestas que se celebraban en esa zona de las villas, y la ruta de corte celestial, por todo lo contrario, la tranquilidad de sus calles. Ambas zonas están divididas por los jardines Comín, conocidos también como “el Limbo”.

Adentrándonos un poquito más en la ciudad encontramos otros edificios importantes como la Iglesia de Santo Tomás de Villanueva y el Cine-Teatro, que durante todo el año ofrece un amplio repertorio de obras de teatro, música, talleres y exposiciones.

Otro de los edificios de la ciudad que merece la pena visitar es la Torre de Sant Vicent, del siglo XVI, una de las dieciocho torres vigía de la costa de Castellón que tenía como misión vigilar y defender sus costas de posibles ataques corsarios. La Torre está rodeada por una zona ajardinada junto al mar y bajo ella encontramos una amplia zona de ocio donde se celebran una gran variedad de acontecimientos culturales y un lugar muy propicio para pasear.

¿Y, en los alrededores?

Los alrededores de Benicàssim también guardan lugares increíbles para visitar como:

- El Parque Natural del Desierto de las Palmas: cuenta con 3.200 hectáreas y es una zona montañosa a las espaldas de Benicàssim. Mar y montaña se unen para ofrecernos unas vistas espectaculares, con varios miradores para poder admirarlas y un edificio que se trata de un Monasterio construido en 1694.
- Vilafamés: sus orígenes árabes y estrechas calles y rincones con encanto harán que te enamores de esta localidad. Su palacio del siglo XV, su Roca Grossa… El conjunto histórico de Vilafamés fue declarado en 2005 como Bien de Interés Cultural.
- Culla: un pueblo de la provincia de Castellón que merece la pena visitar por sus paisajes de postal y su casco antiguo declarado como Bien de Interés Cultural en 2004. Una de las localidades más bonitas que guarda la Comunidad Valenciana.
- Morella: que se ha ganado el título de ser uno de los pueblos más bonitos de nuestro país tiene un aire medieval que nos traslada completamente a la época, su Iglesia de Santa María o su castillo declarado Monumento Histórico Artístico. Sus murallas medievales son dignas de admirar ya que tienen una longitud de 2500 metros y una altura de 10 y 15 metros.

Si te has quedado con las ganas de conocer mejor esta zona solo tienes que visitarnos y seguir descubriendo los rincones tan bonitos que ofrece el turismo cultural de Benicàssim. Pero para que tu visita sea redonda necesitas un alojamiento a la altura. Desde el Hotel Bersoca, situado en la ciudad de Benicàssim, te proponemos la mejor atención y comodidades, ¡ven a conocernos!